El quinto contenedor: ¿qué va en el marrón?

¿Sabías que hay un quinto contenedor? Además del verde, el amarillo, el azul y el gris, tenemos que dar la bienvenida al recién llegado marrón: el de la fracción orgánica. ¿Qué se debe depositar en cada uno? ¿Cómo se tratan estos residuos? Te contamos las novedades en la separación de residuos y repasamos cómo queda el ‘ecosistema’ de contenedores.

Es Eco, es Lógico

4 octubre 2019

Comparte

El quinto contenedor: ¿qué va en el marrón?


La llegada progresiva a las ciudades del contenedor de materia orgánica, el marrón, transforma la selección de residuos y el reciclaje en nuestros hogares. Un cambio que llega para quedarse, en línea con la hoja de ruta de la Unión Europea, que plantea para 2020 dos objetivos: rebajar un 20% los residuos que se generan y, lograr que el 50% de ellos estén preparados para la reutilización y el reciclaje.

¿Cómo salir de dudas cuando no sabemos dónde depositar algo? Siempre hay que pensar en el material con mayor porcentaje sobre el conjunto. Ese será el contenedor preferente.

Contenedor de orgánico (marrón)

Qué puedo depositar

Restos de carne, pescado, pan, fruta, verdura, cáscaras de huevo, de marisco y de frutos secos, tapones de corcho, bolsas de infusiones, posos de café, papel de cocina, restos de plantas y hierbas.

En qué se convierte

La fracción orgánica más limpia se utiliza para obtener compost, un abono útil para la agricultura y la jardinería.

Recuerda:

Debes utilizar bolsas compostables. Estas bolsas permiten obtener un abono de más calidad, porque se degradan con la materia orgánica.


El quinto contenedor: ¿qué va en el marrón?

Contenedor de fracción resto

Los contenedores marrones convivirán con los grises en este periodo de adaptación, pero, a partir del próximo año, el gris quedará reservado, únicamente para la fracción resto, pero ¿qué es lo que tenemos que tirar a este contenedor?

Qué puedo depositar

Todos aquellos residuos que no se reciclan, pero tampoco pueden usarse para hacer compost. Plásticos que no son envases ni envoltorios: juguetes, cerámica, porcelana, chupetes, utensilios de cocina, pañales, compresas, toallitas, colillas...

¿Qué NO debo depositar?

- Pieles de frutas, restos de carne o pescado, plantas, cáscaras de huevo, posos de café o té, servilletas usadas --- Marrón.
- Pilas, móviles y material informático --- Punto limpio.
- Muebles y electrodomésticos--- Punto limpio.
- Medicamentos --- puntos SIGRE (en las farmacias).

¿En qué se convierte?

Esta fracción de residuos que no pueden ser reutilizados se depositan en los vertederos. También se pueden utilizar para rellenos sanitarios en el sector de la construcción. Tras un estudio de impacto y la impermeabilizaron del suelo, la basura se compacta y se va depositando en capas cubiertas por tierra, hasta que se completa.

Contenedor de vidrio

Qué puedo depositar

Solamente debes tirar botellas y envases de vidrio. Los tapones van al contenedor amarillo y los corchos al marrón.

¿En qué se convierte?

Botellas, tarros, vasos y otros objetos, idénticos a los elaborados con materias vírgenes. El vidrio es 100% reciclable y mantiene el 100% de sus cualidades.

Recuerda:

No debes tirar nunca cristal a este contenedor (bombillas, copas, ventanas, espejos, etcétera) Aunque nos parezcan similares no debemos mezclarlos. El cristal, siempre al Punto Limpio.


El quinto contenedor: ¿qué va en el marrón?

Contenedor de papel/cartón

Qué puedo depositar

Periódicos, revistas, cajas de cartón, libretas, sobres, bolsas de papel, folios, papel de embalaje o de regalo...

¿En qué se convierte?

Papel reciclado para hacer cajas nuevas, papel de embalaje y sacos para la construcción. También se fabrican objetos de papelería y se usa para la impresión de revistas, periódicos y libros. Incluso se convierte en papel higiénico

Recuerda:

Las servilletas de papel usadas van al marrón.  Reciclar el papel y el cartón supone un ahorro del 85% en agua. El consumo de energía se reduce en un 65%, así como el de las materias primas vírgenes.


Contenedor de envases

Qué puedo depositar

Bricks, envases y bolsas de plástico, chapas y tapas metálicas, latas de bebida, latas de conserva, papel de aluminio, envases de yogures, bandejas de porexpan….

¿En qué se convierte?

Dependiendo del material, se pueden convertir en bolsas y envases de todo tipo: carpetas, papeleras, mobiliario urbano, etc por ejemplo, en el caso del plástico. El acero (conservas), el aluminio (latas de refresco), el PET (botellas de agua) y el HDPE (botellas de leche) se pueden reciclar eficazmente.

Recuerda:

Deposita los envases vacíos para su recuperación. Recicla el aluminio. Aun-que aún hay materiales plásticos de difícil reciclado, en el Medio Ambiente son muy perjudiciales.