Compra frescos también online 

Hacer la compra a través de internet resulta cómodo, ahorra tiempo, permite organizar los gastos y obliga a planificarse mejor. El único impedimento que muchas personas ponen para ‘pasarse’ a la compra de alimentación online es la elección y el servicio de los productos frescos. Recopilamos algunos de los aspectos a tener en cuenta para acertar comprando carne, pescado, fruta o verdura, también online.

Saber comprar

26 febrero 2020

Comparte


La decisión de elegir un supermercado online u otro, sobre todo la primera vez, depende en gran medida del grado de confianza que tengamos con el servicio que recibimos en la tienda física. Y es precisamente esa garantía, la que queremos encontrar en el servicio online.  Estos son los temas clave en tu primera compra online de frescos. 


Las imágenes

Es necesario tener en cuenta, que al contrario de lo que debe suceder con otros productos, en el caso de los productos frescos las fotos que aparecen en los comercios online de alimentación no tienen porqué coincidir 100% con el producto que recibes. Los productos frescos varían en tamaño, color, forma y sabor de un día para otro.  Una buena opción para acertar en la elección y, además, ser sensibles con nuestro entorno, es elegir producto de temporada, no suele defraudar ni en sabor ni en precio, ya que se encuentra en su momento óptimo de consumo


La rapidez  

Una de las ventajas de comprar online es que ahorramos tiempo y desplazamientos, por lo que una vez nos encontramos llenando nuestro carrito virtual, lo que se persigue es simplificar el proceso el máximo posible. Las listas de productos, como las que incluye la app Mundo Consum, permiten cargar directamente en el carrito una relación de productos que hayamos guardado previamente. Esto resulta particularmente útil cuando hablamos de productos habituales en nuestra cesta ‘Compra semanal’, cuando preparamos una celebración especial ‘Cumple Carlos’ o cuando planificamos un encuentro en grupo ‘Escapada rural’. 


La preparación 

La mayor parte de comercios de alimentación online dispone de apartados específicos para indicar el tipo de preparación del producto que queremos. Cuando compramos un producto envasado, no suele haber sorpresas, pero cuando pedimos una preparación ‘a medida‘, como por ejemplo, tacos de carne para guisar, una ración de lubina,  o lonchas de salchichón etc. Conviene precisar al máximo cómo queremos exactamente el producto. Podemos precisar peso y tamaño hasta el detalle y así facilitar la labor del preparador: tacos pequeños, 100 gramos de lubina, 6 lonchas finas de salchichón… 

En este punto conviene refrescar nuestra memoria sobre los tipos de corte de pescado más habituales o las piezas de carne idóneas para cada elaboración


El servicio 

La entrega en perfectas condiciones es una de las principales preocupaciones en el servicio, tanto para el comprador como para el vendedor online. El mantenimiento de la cadena del frío es crucial en muchos alimentos, sobre todo congelados y frescos.  Ya que garantiza su frescura y calidad y le otorga una mayor vida útil. Es importante que el mensajero –sea propio o externo- y el cliente estén comunicados, generalmente vía telefónica, para que la entrega se produzca con todas las garantías. Y el producto pase de un sistema de refrigeración en el transporte a otro, el frigorífico del cliente, en el menor tiempo posible. 



Comprar online no tiene porqué significar perder la relación directa con el ‘maestro de la frescura’ de nuestro súper y dejar a un lado sus consejos de experto. Los sistemas de pedido y entrega permiten la transmisión de pequeños mensajes. Por ejemplo, podemos añadir un tipo de queso al carrito e incluir en el comentario: quiero un queso curado cortado finito, el que me recomiende. Y a la inversarecibir respuesta del especialista es lo más fino sin que se rompa.