Perros y gatos séniors. Cuidarles cuando son mayores

Nuestras mascotas también se hacen mayores y necesitan cuidados especiales. Aunque el envejecimiento no es en todos igual porque depende del tamaño y raza del animal, es aconsejable comenzar con cuidados especiales a partir de los 7 años, respecto a su salud, ejercicio, higiene y juegos.

Mascotas

16 mayo 2017

Comparte


Sin embargo, lo que más agradecerán nuestras mascotas son nuestras muestras de cariño y comprensión. Para que los animales tengan una vejez óptima dependerá también de las atenciones que le demos durante toda su vida. De esta forma, nuestro perro o gato llegará a su vida ‘senior’ de una manera saludable. Pero si surgen enfermedades propias de la edad, como artritis, displasia de cadera, sordera, pérdida de visión u otras, deberá ser el veterinario quien indique las pautas a seguir.


CLAVES PARA UNA VIDA SALUDABLE
 
• Alimentación: los perros y gatos ‘senior’ disminuyen su actividad, tienen tendencia a engordar y, por lo tanto, su alimentación debe ser baja en calorías, pero aportando los nutrientes necesarios para su edad e, incluso, con vitaminas extra.

• Agua: los animales mayores tienen tendencia a la deshidratación y también pueden sufrir problemas renales, por lo que debemos mantener su plato con agua fresca y limpia y animarles a beber.

•  Ejercicio: sabremos que se hacen mayores porque duermen más. Para que tengan una vida sana, debemos ayudarles a que realicen un mínimo de ejercicio diario. En el caso de los perros, con paseos al aire libre más frecuentes pero de menor tiempo. Para los gatos, con ejercicios en casa.

• Chequeos veterinarios: debemos aumentarlos a una visita cada seis meses para asegurarnos de que todo va bien, además de seguir con su vacunación, desparasitación y resto de cuidados habituales.

Es aconsejable empezar con cuidados especiales para perros y gatos a partir de los 7 años, así llegaran a ‘senior’ de una forma saludable.

• Higiene bucal: la dentadura es fundamental para nuestras mascotas, por lo que debemos extremar su higiene bucal con ‘snacks’ para mantener una boca sana.

• Juegos/actividad mental: en la vejez, la estimulación cognitiva es muy importante. Los juegos mentales les ayudarán a seguir activos, como esconder su juguete para que lo encuentre, jugar a coger una pelota...

• Descanso cómodo: cuando se hacen mayores es fundamental una cama cómoda, en un lugar tranquilo y cálido de la casa porque duermen más. Tanto perros como gatos suelen dormir de adultos entre 10 y 14 horas al día, mientras que en su vejez pueden llegar a pasar durmiendo entre 14 y 18 horas diarias.

• Masajes: un buen masaje, ejerciendo una presión suave, no sólo relajará a nuestra mascota, sino que nos ayudará a detectar posibles puntos de dolor. platos que al calentarse no pierdan su esencia, lo que los identifica, su textura. Por eso es mejor evitar los rebozados. Recién hechos están crujientes pero si los recalentamos, pierden consistencia.