Guía para pelar frutas complicadas

Hay frutas que a veces se nos resisten y no es por su sabor ni por su textura. No se trata de ninguno de estos motivos, ¡ni mucho menos!

Saber comprar

29 octubre 2018

Comparte

Infografía: PEDRO JIMÉNEZ


Cuando se nos resiste pelar una fruta, suele ser por su piel, su forma o su hueso. Aquí tienes unos consejos para pelar cuatro de las más enrevesadas.


1) Coco

1.    Perforar uno de los 3 ‘ojos’ (agujeros que tiene en su parte superior).
2.    Vaciar el agua de coco.
3.    Dar unos golpes para desprender la cáscara exterior del interior.
4.    Cortar en trozos.




2) Aguacate

1.    Corte lateral de la pieza siguiendo todo el contorno.
2.    Girar una parte sobre otra para separarlas.
3.    Golpe sobre el hueso para retirarlo.
4.    Cortar en dos partes cada mitad para quitar la piel.




3) Granada

1.    Cortar por el centro, dejando cabeza y base en lados opuestos.
2.    Golpea cada mitad con una cuchara de madera para que se desprendan los granos.
3.    Acompañar al gusto.




4) Mango

1.   Partir el mango en dos mitades empezando desde la parte más cercana al rabito (es la zona más cercana al hueso).
2.    Realizar cortes horizontales y perpendiculares en la pulpa formando dados
3.    Darle la vuelta a la piel del mango para que se separen los dados de la carne.  
4.  Pasar cada una de las mitades por el borde de un vaso para despegar piel y carne.