Propiedades de los langostinos y principales beneficios

Descubre las principales propiedades de los langostinos, un alimento que contiene un alto valor nutricional y proteínico. Conoce sus principales beneficios.

Hoy comemos

22 enero 2020

Comparte

Los langostinos


El langostino es un crustáceo de 10 patas, cola alargada y cuerpo comprimido. Se diferencia de la gamba, principalmente, por su tamaño, ya que, este puede llegar a alcanzar los 20 cm. De color grisáceo cuando están crudos y, más rosado una vez cocinados, este tipo de marisco tiene como ventaja que se puede comprar tanto fresco, como congelado. Por lo que se pueden consumir en cualquier momento del año. Según la OCU, el 95% de ellos se venden congelados y una tercera parte ya cocidos.

Característico de la costa mediterránea, se puede consumir cocido en compañía de alguna salsa (rosa, mahonesa, bearnesa, americana), o al natural, aunque su consumo asado, a la plancha o a la brasa está muy extendido. Son famosos los langostinos de Vinaròs o Santa Pola, en la Comunidad Valenciana, San Carlos de la Rápita, en la costa de Tarragona y de Sanlúcar de Barrameda y Chipiona, en Cádiz. 

Propiedades nutricionales de los langostinos

La carne del langostino nos aporta proteínas y tiene poca grasa, aunque destaca por su contenido en ácidos grasos Omega-3. Otros nutrientes destacados son el yodo, el fósforo, el selenio, el calcio, el magnesio y el zinc, entre los minerales; y las vitaminas B12 y B3. Por otro lado, su contenido en colesterol es elevado, por lo que se deberá tener en cuenta en el caso de dietas especiales.


Los langostinos

 Cómo cocinarlos

    - Cocidos: 

- Se pone el agua a hervir añadiendo 60 gramos de sal por litro de agua y se espera a que rompa a hervir. 

Una vez hirviendo se introducen los langostinos y se espera a que vuelva a hervir el agua otra vez. Una vez vuelva a hervir se cuecen durante dos minutos y se sacan. 

La mejor manera de disfrutar del sabor es pelarlos en el momento de su consumo, pero también se pueden pelar antes si se van a usar para alguna preparación especial. 

- A la plancha:

-  Se pone la plancha o sartén a calentar con un poquito de aceite y se retira con un papel. 

-  Cuando la plancha esté caliente se ponen los langostinos. 

-  Se salan y se espera a que se hagan por un lado y luego por el otro lado. Se vuelven a salar. Hay que tener cuidado con el punto de cocción, ya que si se pasan se quedan secos.